El repartidor de pizza de los Oscar se llevó 1.000 dólares de propina

El empleado de The Big Mama’s & Papa’s recibió el domingo por la noche una propina que nunca imaginó. El repartidor Edgar se llevó 1.000 dólares por llevarles pizza a las estrellas de la gala de los Oscar.

Durante la entrevista que le hizo Ellen DeGeneres en su show, Edgar reveló que cuando recibieron el pedido pensaron que se trataba de la cena del equipo de la gala, los productores o los guionistas de la misma. Pero la sorpresa llegó aparcó en el Teatro Dolby y DeGeneres salió a su encuentro y le dijo “¡Sígueme!”, para llevarle hasta el escenario y repartir pizza entre las estrellas de Hollywood que se encontraban en las primeras filas.

Me sorprendió . No sabía que iba a ser algo como esto. Fue una locura“, afirmó Edgar que además reveló que Julia Roberts es una de sus estrellas favoritas y repartirle pizza fue algo totalmente surrealista. “Es la mujer de mis sueños. Veo todas sus películas y fue una locura para mí para entregarle la pizza“, señaló.

Durante la gala DeGeneres hizo una colecta entre los invitados utilizando el peculiar sombrero de Pharrell Williams para darle una buena propina al repartidor. En la ceremonia se recogieron unos 600 dólares y pusieron otros 400 para que Edgar recibiera una propina redonda de 1.000 dólares. No estaba pactado.

Deja tu comentario

También te gustaría